Introducción a la búsqueda de tesoros

Siga los pasos de un mito, descubra una parte de la historia local o simplemente experimente la aventura al aire libre: la búsqueda del tesoro tiene muchas razones. Probablemente el motivo más obvio para la búsqueda del tesoro sea probablemente el resultado: el descubrimiento de artefactos ocultos o perdidos, reliquias culturales y legendarios tesoros de oro. Qué fascinación proviene de la búsqueda del tesoro y qué desafíos representa para los aventureros y los caballeros de la fortuna, lea aquí.


Búsqueda del tesoro: aventura al aire libre con una emoción especial

Ya sea en el bosque, en lugares abandonados, en ruinas o en cuevas, la búsqueda de tesoros no solo atrae a los aventureros a la naturaleza, sino que también les permite caminar siguiendo los pasos del pasado.

La búsqueda de artefactos ocultos, escondites de tesoros secretos y reliquias perdidas ejerce una fascinación muy especial: incluso el momento en que se descubre el objeto enterrado con el detector de metales inspira a los buscadores de sonda, arqueólogos aficionados y cazadores de tesoros profesionales. Finalmente desenterrar el tesoro encontrado y sostenerlo en las manos después de la recuperación, les da a los cazadores de tesoros una patada muy especial.

Además de la alegría de ser un explorador exitoso, la ley sobre el tema de la búsqueda del tesoro en el país respectivo exige la máxima emoción. En algunos países, la búsqueda de tesoros requiere el permiso de las autoridades apropiadas, como ser obtenido de la oficina arqueológica relevante. Esto asegura que las reservas naturales no sean destruidas y que los hallazgos sean rescatados por expertos para no perderse como fuentes históricas para la ciencia y la investigación histórica. La situación legal varía de un país a otro. La fascinante búsqueda del tesoro atrae no solo a los arqueólogos, sino también a numerosos cazadores de tesoros aficionados.


Experimente la historia: la búsqueda del tesoro hace tangible el pasado

La visita al museo puede ilustrar la historia emocionante. El pasado se vuelve aún más tangible para los cazadores de tesoros, que ellos mismos descubren la historia.

En la búsqueda del tesoro, no solo los objetos encontrados cuentan sus historias, sino también las localidades: una reliquia dorada adornada en las raíces de un viejo árbol en un bosque indica, por ejemplo, un escondite para los saqueadores, ¿o tal vez fue un santuario sagrado? Los hallazgos de monedas son evidencia de rutas comerciales: ¿tal vez se encontraron en una antigua metrópolis comercial o en el camino de las antiguas rutas comerciales? Los restos de armaduras y armas antiguas en un campo se refieren a un campo de batalla.

Qué historias están realmente entrelazadas con los tesoros y tesoros encontrados, está un poco en la imaginación del descubridor. Sin embargo, en su mayor parte, depende de las experiencias y la experiencia de los descubridores para colocar los artefactos en su contexto histórico correcto después de una extensa investigación.


Temprano está practicando quién quiere convertirse en un cazador de tesoros exitoso

Incluso los niños están fascinados por las historias de piratas y pueden ser atraídos a la búsqueda del tesoro en el jardín o el parque. Mitos y leyendas emocionantes, historias sobre islas del tesoro, cámaras funerarias y pirámides, pero también historias de detectives estimulan la imaginación y la curiosidad e inspiran a las propias aventuras juguetonas. Aquellos que disfrutan de esta pasión en su juventud probablemente no se perderán los videojuegos de aventuras como Tomb Raider, Assassin’s Creed y World of Warcraft. Como adulto, le gusta recordar la fascinación de la búsqueda del tesoro real, después de todo, ofrece resultados reales.

Tan grande como la fascinación son los desafíos que plantea la búsqueda del tesoro: investigar tesoros potenciales, llegar al fondo de los mitos, combinar pistas y paciencia en la búsqueda, estas tareas capacitan a aventureros jóvenes y experimentados. Con estas habilidades y conocimientos, así como el equipo adecuado, los caballeros afortunados se convierten en cazadores de tesoros exitosos.

Detectores de OKM


Búsqueda del tesoro moderna con verdadero éxito

Resolver acertijos y encontrar tesoros escondidos es uno de los conceptos básicos de la tendencia moderna de geocaching. La búsqueda del tesoro moderna con dispositivo GPS inspira innumerables geocachers en todo el mundo, por lo que los escondites dados se registran en bases de datos y los “hallazgos del tesoro” no son artefactos históricos como monedas de plata u oro, objetos de arte o antigüedades.

A diferencia del geocaching, la búsqueda del tesoro y la prospección con detectores de metales son éxitos reales en áreas previamente inexploradas: descubrir y desenterrar tesoros preciosos llevará la búsqueda del tesoro correcta un paso más allá. Aquellos que buscan una patada especial en geocaching serán recompensados ​​con detectores de metales con tesoros históricamente valiosos como monedas, militaria, restos de aviones y otros artefactos.

La búsqueda del tesoro ya no se limita al uso de sondas de metal simples en la actualidad. Gracias a varias sondas especiales, es posible escanear el suelo en busca de cavidades como cámaras funerarias y escondites de tesoros y distinguir metales preciosos como el oro y la plata de metales ferrosos como artefactos y militaria. La visualización de datos a través de la aplicación, la transferencia inalámbrica de datos a la tableta y el teléfono inteligente y la visualización de los valores medidos en un video gafas son solo algunas de las características que muestran que la tecnología de seguimiento no se ha detenido.

Más acerca de las innovaciones de OKM


Prospección: búsqueda dirigida de reliquias

Explorar sitios previamente desconocidos, sin excavar laboriosamente en toda el área, es uno de los requisitos más desafiantes de la búsqueda del tesoro moderna. Gracias a potentes detectores de metales y escáneres de suelo, se pueden detectar reliquias y artefactos, así como cámaras funerarias y escondites de tesoros sin afectar la ubicación.

La potente tecnología con programación innovadora le permite determinar la posición, el tamaño y la profundidad de los tesoros y artefactos ocultos incluso antes de la excavación. Muchos de los detectores OKM pueden generar gráficos en 3D a partir de los datos de medición recopilados para hacer que los objetos enterrados sean visibles en la pantalla de la tableta, computadora portátil o teléfono inteligente.


Los tesoros perdidos esperan a los exploradores

Protegidos por paredes, raíces de árboles o cuevas, muchos tesoros esperan ser descubiertos. Aún más seductoras que las reliquias desconocidas anteriormente se esconden y pierden tesoros que fueron robados o perdidos en viajes de aventura. Si estas son solo leyendas que solo crean historias emocionantes para la hora de acostarse, o presas ocultas reales por valor de millones, sigue siendo incierto hasta su descubrimiento.

Inspirados en historias antiguas, mitos y leyendas sobre tesoros legendarios, los aventureros siguen sus fantasías y buscan tesoros con equipos de búsqueda de tesoros como detectores de metales y escáneres de tierra. A veces son cajas llenas de oro escondidas por piratas en las islas o perdidas después de un naufragio en alta mar y esperando ser descubiertas en el fondo del océano. A veces son tesoros legendarios de las primeras civilizaciones avanzadas de América del Sur, objetos valiosos de los reinos sagrados de Asia o reliquias legendarias de castillos y palacios en Europa.

  • Tesoro en Oak Island
    La legendaria isla frente a la costa de Canadá ha atraído a los buscadores de tesoros desde mediados del siglo XIX. Los cuentos cuentan historias de tesoros piratas y tesoros templarios perdidos que se supone que están en la isla.
    Se sospecha de otros tesoros piratas, entre otros, en las Islas Cocos (Costa Rica), en la Isla Gardiners, Nueva York (EE. UU.) Y en algunas islas Bálticas (Alemania).
  • Tesoro pirata de Whydah
    Se dice que el barco pirata tuvo el botín de numerosos barcos secuestrados a bordo cuando se hundió en 1717. Algunos de los hallazgos ya se han descubierto, pero gran parte de la riqueza todavía se considera perdida.
  • Olla de oro de Yamashita
    Se dice que Tomoyuki Yamashita, general del Ejército Imperial Japonés en la Segunda Guerra Mundial, escondió oro capturado en Filipinas en numerosas cuevas y complejos subterráneos durante la guerra.
  • Sala de Ámbar
    La sala con paneles de pared y muebles de ámbar, encargada por el rey prusiano Friedrich I, se llama la “Octava maravilla del mundo”. Después del robo por parte de los ocupantes alemanes en 1941, los elementos ámbar, el inventario y una gran cantidad de oro nazi desde 1945 se consideran perdidos.
  • Botín de Butch Cassidy
    Las espectaculares incursiones del proscrito Butch Cassidy culminaron en el Salvaje Oeste de Estados Unidos en 1899: el botín del robo de trenes de Wyoming (EE. UU.) Estaba oculto y todavía está esperando ser recuperado.

No solo aumenta el valor de siglos de riqueza oculta. También es la fascinación de recuperar tesoros perdidos.